Mi camino…


Había dejado de escribir, varias razones me detenían, a pesar de que escribo para hablarme a mi misma y ojalá que aunque así sea, mis letras puedan hacer reflexionar a otros, ya que ese es mi propósito, reflexionar, es como pensar dos veces, pues había dejado de hacerlo porque muchas ideas están en mi mente, muchas preguntas también, muchas reflexiones, entre ellas la que siempre me acompaña y es la búsqueda, y no una búsqueda hacia afuera, sino la búsqueda interior, mi propia búsqueda interior y es que encontrandome yo, encontraré el camino, quizás por eso amo las fotografías y cuadros de caminos, porque eso debemos hallar, el camino hacia nosotros mismos, ese camino que tiene respuestas tan básicas y esenciales, como;  cómo soy? cuál es la imagen que tengo de mi valor personal, que dicho sea de paso, no tiene nada que ver con los errores o fracasos que pueda tener, bien sea en el campo laboral, familiar, sentimental o en cualquier otro ámbito, esto es aparte, ajeno, al valor que tengo como persona, ya que valgo independientemente de todo esto, valgo, por ser quien soy, mi valor no desmejora por ninguno de estos aspectos y esto es importante tenerlo claro, pues muchas tristezas y depresiones se producen producto de esta confusión. Además me pregunto, si acepto mis errores y equivocaciones, como hechos vinculados a mi condición, si puedo equivocarme sin autoflagelarme, entendiendo que soy humana  y por ende proclive a eso, a cometer errores incluso a repetirlos, por aquello de que a veces la memoria me juega malas pasadas; o por el contrario me  creo perfecta, lo cual también me creará sentimientos de culpa, tristeza y depresión. Me aferra al pasado? espio mis culpas constantemente? o las veo  como lo que son, historia; vivo  en el futuro? añorando la felicidad por venir, perdiéndome  el hoy, la sonrisa de ese ser que tanto amo, el sol, el cielo, en una palabra, me pierdo el HOY, el PRESENTE. También vale preguntarme  que es lo que realmente siento, qué clase de sentimientos se refugian detrás de mis actos, tengo  sentimientos que me perturban y me paralizan, como el miedo, las dudas, con estas preguntas quizás nos  encontremos  que muchas veces actuamos para complacer a los demás, a expensas de lo que realmente queremos, en pos de un equilibrio falso, porque sólo estableciendo lo que sentimos realmente, actuando como somos, según lo que queremos y no desde lo que los demás quieren de nosotros  es que podremos  hallar un sano equilibrio, es tan fácil como decir NO, cuando así lo quieres, tan fácil como establecer tu propio espacio personal sin que nadie pueda invadirlo  a menos que eso quieras. Quizás hallando respuestas a estas pregunta encuentre el camino, en todo caso, debemos partir de la autovaloración, el conocerte te lleva a amarte, a amarte tal cual eres…..

 

ZOE.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: